absolum - espacio de conocimiento para compartir
Arte Salud
Ecología Mística
Ciencia Antropología, historia...
Proyectos Otros temas

CIENCIA > EL PÉNDULO DE FOUCAULT DE 1999

ADN y las palabras
  ADN y la emociones  
  Agua, un líquido singular  
  Asperatus, la nueva nube  
  Ayham Doyuk  
  Biología numérica  
  Biología de la creencia  
  Cambio tecnológico  
  Campo akásico  
  Campo mórfico  
  Carbón y el Diluvio  
  Carta científico libre  
  Células y biofotones  
  Cimática  
  Creación humana  
  Darwin, las ideas...  
  Darwinismo y sociedad  
  Eclipse y sus efectos  
  Efecto Casimir  
  Elementos monoatómicos  
  Energía Libre  
  Energía Motriz y Neumát.  
  Energía Punto Cero  
  Engaño del evolucionismo  
  Espiral  
  Explosiones solares  
  Física del aplauso  
  Física Hiperdimensional  
  Física Hiperdimensional 2  
  Fotosíntesis cuántica  
  Fotosíntesis Humana  
  Genoma Humano  
  Giga Selenita  
  Giordano Bruno  
  Gran Colisionador de...  
  Gran Colisionador 2  
  Grieta campo magnético  
  Halos Polonio  
  Hexágono Saturno.  
  Hipótesis Némesis  
  Matemáticas extrañas  
  Matemáticas vorticiales  
  Materia Oscura  
  Máxima actividad solar  
  Nube interestelar  
  Octava cósmica  
  Orgón  
  Origen lenguaje  
  Origen petróleo  
  Panespermia  
  Péndulo de Foucault  
  Pensamiento Holográfico  
  Percepción extrasensorial  
  Principio Antrópico  
  Principio Antrópico 2  
  Proporciones Universo  
  Qué sabemos?  
  Rayos Gamma y la vida  
  Razón Áurea  
  Realidad  
  Ritmos circadianos  
  Sincronicidad  
  Supernova  
  Tecnorealismo  
  Teoría Sintérgica  
  Teoría Sintérgica 2  
  TOE de Garrett Lisi  
  TOE de Garrett Lisi 2  
  Tierra y Polos  
  Ojo de Venus  
  Universo Eléctrico  
  Virus en la evolución  
Vivimos en un holograma

Laberintos

Herejías y herejes de nuestro tiempo



Textos originales:
 

El Mundo Ciencia

NASA


Artículo relacionado:

El eclipse y sus efectos

 

El péndulo de Foucault de 1999
Documento especial de EL MUNDO tras el eclipse total de 1999

La comunidad científica no acaba de explicarse las anomalías observadas en el funcionamiento de los Péndulos de Foucault durante el eclipse solar del pasado 11 de agosto.

1.- Movimiento del plano pendular (en el sentido de las agujas del reloj)
2.- Desplazamiento del plano de oscilación debido a la rotación de la Tierra
3-. Movimiento de rotación de la Tierra (en el sentido contrario a las agujas del reloj)

La NASA realizó el miércoles un experimento con un resultado, en un primer y rápido análisis, sorprendente. En el monasterio austriaco de Kremsmünster, próximo a Linz, investigadores de diversas partes del mundo vieron cómo el péndulo de Foucault variaba su movimiento durante el eclipse total de Sol del pasado miércoles.

En 1851, el inventor del giroscopio, Jean Bernard Leon Foucault, demostró que un péndulo puede moverse al ritmo de rotación de la Tierra.

El péndulo, que en ese punto se mueve con una oscilación de 11 grados, de repente lo hizo con un movimiento de 10 y más rápido de lo normal. Expertos consultados por este periódico indicaron que habrá que ver con detenimiento los resultados, pero que de confirmarse esta oscilación las leyes de la física podrían verse alteradas.

El experimento de Foucault

Corre el año 1848. Leon Foucault empuja una varilla de metal que había construido en su torno y observa su oscilación. Cuando el punto de donde pendía la varilla gira 90 grados descubre, atónito, que ésta continúa oscilando en el mismo sentido, como si su base no hubiera cambiado de posición.

Días después, el joven y brillante médico francés repitió la operación con un péndulo, comprobando cómo seguía girando, ignorando la posición del punto del que pendía.

Pertinaz, Foucault colgó del techo de su estudio un péndulo de dos metros de altura con una bola de hierro que pesaba cinco kilogramos. Y volvió a comprobar que el giro era en el sentido de las agujas del reloj, en contra del sentido común, puesto que la Tierra gira al revés.

Convencido ya de la validez de su descubrimiento, el francés construyó un segundo péndulo de 11 metros de longitud en el Observatorio de París, donde se pudo ver cómo éste giraba siempre como las agujas del reloj.

Desde entonces, muchos péndulos de Foucault se han construido para que se pueda ver in situ el efecto contrario que se deriva de la energía de las masas de agua y aire desplazándose en la rotación del planeta.

El experimento con el Péndulo de Foucault fue realizado por primera vez por el matemático italiano Vincentino Viviani en 1661 y repetido por el físico francés Leon Foucault, en 1850, en el Observatorio de París; así como, en 1851, en el Panteón de la Ciudad Luz.

La propia NASA así se lo plantea. «¿Tienen los eclipses solares algún efecto sobre el péndulo de Foucault?», se pregunta en la presentación de su experimento. Y añade: «En 1954, Maurice Allais indicó que el péndulo de Foucault mostró un movimiento peculiar durante un eclipse de Sol». Y el planteamiento de futuro no se hace esperar: «Si es verdad, estaríamos ante el nacimiento de nuevas cuestiones en torno a este fenómeno».

Qué mejor que aprovechar el oscurecimiento en buena parte del norte del planeta durante el mediodía del 11 de agosto para verificar si las tesis lanzadas por Allais se correspondían o no con la realidad.

EL FUTURO.- El miércoles, el eclipse de Sol fue total sobre el monasterio de Kremsmünster, situado en el estado federado de Alta Austria. Alcanzó un grado de sombra del 102,8%. Es decir, la sensación desde el punto de observación era que la Luna se había hecho más grande que el Sol.

El meteorólogo austriaco Georg Zapletal, implicado en la investigación, fue el primero en anunciar el fenómeno: «Ocurrió

algo extraordinario». ¿Por qué? «No tenemos ninguna explicación ortodoxa que revele la razón de este fenómeno», dijo.

Ninguno de los científicos creía en la posibilidad de que cambiase la oscilación del péndulo, puesto que, como se sabe, el giro obedece exclusivamente a la fuerza de la gravedad, y no tiene nada que ver que la Luna se interponga o no entre el Sol y la Tierra, según informa Monica Fokkelman.

El funcionamiento del péndulo

Foucault puso en movimiento un péndulo que pesaba 28 kilos y medía 67 metros de largo, y registró que el nivel de oscilación del péndulo giraba lenta pero continuamente en dirección de la marcha del reloj. La causa de este giro es, según los físicos, la Fuerza de Coriolis, que lleva el nombre del físico francés G.G. Coriolis, 1792-1843), también llamada aceleración angular. Resulta del movimiento de giro del globo terrestre y provoca una desviación de las masas hacia la derecha en el hemisferio norte y hacia la izquierda en el sur. Además, las corrientes del aire y del mar globales están sometidas a la influencia de esta misma fuerza.

El experimento de Foucault permitió demostrar el movimiento rotatorio de la tierra. Un péndulo cuyo punto de sujeción le permite oscilar libremente en cualquier dirección es usado para repetir el experimento que el físico francés Foucault realizó por primera vez en público en París en 1851.

El péndulo consiste en una masa sostenida por un cable, que se mantiene en movimiento. Al estar bajo estas condiciones (ver gráficos), el plano de oscilación gira lentamente respecto a una línea trazada en la tierra, aun cuando la tensión del alambre que soporta a la masa y fuerza gravitacional sobre ella, se encuentran en un plano vertical.

La NASA ha grabado en vídeo lo ocurrido en Kremsmünster. La cinta ha sido enviada a los laboratorios que la Agencia Espacial Americana tiene en Alabama. En su información sobre el fenómeno estudiado, los estadounidenses indican: «Los científicos creen que, siendo realistas, les llevará una década descifrar cuáles son las razones» que hacen variar el movimiento del péndulo de Foucault durante un eclipse total de Sol.

MAS ELEMENTOS.- Pero la investigación no cuenta aún con todos los elementos imprescindibles para darse por concluida.

Los científicos quieren averiguar aún dos aspectos más: primero, si esta variación en el movimiento del péndulo se ha producido sólo en la zona del eclipse la franja de

totalidad recorrió el centro de Europa y parte de Asia o si, por el contrario, se produjo en todo el mundo durante el tiempo que duró este fenómeno.

Segundo, debe realizarse una nueva observación en 15 días, cuando la Luna se encuentre en el punto opuesto al que estaba en el momento del eclipse.

El origen de esta investigación, como se ha dicho, está en la mente de Maurice Allais, quien ya planteó la posible influencia de estos apagones sobre el péndulo. «Durante los eclipses totales de Sol del 30 de junio de 1954 y del 22 de octubre de 1959, observé desviaciones en el plano de oscilación del péndulo». Allais, que nació en 1911, ganó el Premio Nobel de Economía en 1988.

El periodo de oscilación es menor en los polos, en donde giraría una vuelta completa cada 24 horas, mientras que en el ecuador el plano de oscilación no experimentaría ningún sentido de rotación.

Las observaciones de Allais tuvieron reconocimiento mundial, y este economista fue galardonado en 1959 con el Premio Galabert de la Sociedad Astronáutica de Francia y condecorado por la Fundación de la Gravedad de Estados Unidos.

Tras sus primeras observaciones, se realizaron sucesivos experimentos para tratar de confirmarlas. En Escocia (1954) y en Italia (1965) no se obtuvieron resultados satisfactorios. En Boston (1970), el efecto descrito por Allais se repitió

. Lo mismo sucedió en Rumanía en 1981. Nada positivo se sacó en las pruebas de Finlandia (1990) y México (1991).

 

 


 
 
2005-2016   ©opyleft   -   www.absolum.org   -   absolum.org[en]gmail.comSOBRE ESTA WEB